DIY: Centro de mesa natural para Halloween





El género de terror no me gusta nada. Quizás sea esta la causa de que  me cueste tanto hacer una decoración terrorífica tal y como se espera en esta época del año.

¿Por qué tenemos que ceñirnos a unos patrones ya establecidos para esta fiesta en cuanto a decoración se refiere? ¿Por qué no decorar con tu propio estilo sin renunciar a una decoración especial para Halloween?

Pues bien, yo he decidido elaborar un  centro de mesa natural para Halloween  donde los verdaderos  protagonistas sean las calabazas y el  color  naranja. Dos elementos esenciales para esta decoración pero sin ninguna provocación al miedo.  


Las calabazas  no podían faltar como elementos decorativos. Las incluyo bastante en mi decoración pues cobran gran relevancia en el estilo Farmhouse que me inspira tanto. Además, las calabazas me encantan como elaboración de exquisitos platos gastronómicos.

¿Qué necesitamos?



Los materiales principales son:
  • Velas de color naranja y distintos tamaños.
  • lazos y cintas de color naranja 
  • Cinta de arpillera
  • Calabazas (Yo he utilizado las que tenía en casa)
  • Rodaja de madera 
  • Flores secas
  • Hojas naturales 
  • Cinta de doble cara Miarco  (ver aquí)
  • Adhesivo de cianoacrilato Miarco (ver aquí)

Paso a Paso

Como base para el  centro he utilizado una rodaja de madera, podéis utilizar una bandeja, un plato, frutero  o cualquier otro utensilio que os guste.

Comenzamos colocando las ramas y hojas  alrededor de la rodaja. Yo he utilizado una guirnalda de hojas naturales que realicé la Navidad pasada. Me gustó tanto que la deje secar colgada, para volverla a utilizar.  Está hecha de ramas y frutos naturales que vamos uniendo uno a uno alrededor de un aro de alambre. 

Cuando ya tenemos nuestra decoración de ramas y hojas es hora de colocar los diferentes elementos decorativos dentro de la rodaja.  Para tener la seguridad de que no se van a mover, nos ayudarnos de la cinta de doble cara. Se ha utilizado para fijar las calabazas y las velas.


Con las cintas de color naranja se ha realizado unos lazos que se han pegado a las calabazas con el adhesivo.  Es muy cómodo, al tener gran poder adherente solo necesitas  una  gota  para quedar totalmente fijado.


Para darle más color a la guirnarla se han  utilizado algunas ramas naranjas y unas  flores secas del mismo color. Se han ido fijando alrededor de la guirnalda  también con el adhesivo. 
 


 Como broche decorativo se ha realizado un gran lazo de arpillera y  una flor realizada con cáscara de naranja.



Y así luce en nuestra mesa, un centro  muy propio de esta época otoñal que podemos seguir utilizando una vez  pase el día más terrorífico del año.












Muchas gracias por tu visita 





  Sígueme también en:    Pinterest  Facebook   Twitter   Instagram


6 comentarios:

  1. Me encanta el toque de color que le dan las velas, este centro es una preciosidad con sus calabazas tan elegantes con sus lazos.
    Te ha quedado fabuloso, felicidades.

    ResponderEliminar
  2. Muy bonito, Halloween y otoñal, sirve para ambos. Me encantan las cosas naturales que has utilizado. Gracias por participar. Un besote grande.

    ResponderEliminar
  3. Un centro precioso con elementos naturales.
    Que bonitos los lazos y las velas.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Qué sorpresa tenerte de compañera de reto. Es muy bonito tu centro..
    Un beso Nieves.

    ResponderEliminar
  5. Qué bien encontrarte por el reto de Guadalupe, Nieves!!! No puedo decirte cuánto me gusta tu centro otoñal, tan natural, tan dulce y tan lleno de detalles bonitos que hasta relaja contemplarlo.
    Bravo, Nieves, me encanta.
    Un beso muy fuerte, cariño!

    ResponderEliminar
  6. ¡A mi el terror tampoco me va pero este estilo tan dulce me chifla!
    Es pura naturaleza.
    Besitos

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por dejar tu comentario.