Packaging


Hoy quiero hablaros sobre algo que me pasa mucho últimamente, os cuento. Resulta que me estoy dando cuenta de que tengo que hacer un cursillo sobre los nuevos vocablos que se utilizan actualmente, porque creo que yo estoy un poco " desfasada "

Cada vez que veo un post nuevo de algún blog compañero, resulta que utilizan una terminología que desconozco totalmente, y sorprendida corro a ver en qué consiste dicha "técnica" para volverme a sorprender aún más, cuándo veo de qué se trata. 
Resulta, que esa palabra tan "chic", consiste  nada más y nada menos que en lo que yo suelo hacer en mi vida cotidiana con muchas cosas. 

Por ejemplo y en este caso concreto, resulta que ahora está muy de moda lo que llaman packaging, es decir, el empaquetado de toda la vida. Estoy de acuerdo en que cada vez, nos esforzamos más y más en presentar nuestros regalos o trabajos que enviamos, pues la primera impresión también es importante, aunque sea sólamente el exterior de la sorpresa.

Bien, tengo que decir que os voy a dejar con dos ejemplos de "packaging" que yo realizé hace tiempo, pero sin saberlo. 

Tenía que entregar dos regalos, precisamente en Navidad, en realidad no pensaba en hacer un packaging muy bonito y trabajado con los detalles, simplemente debía de entregar el regalo "ya y ahora mismo".
Cuando fuí a coger mi papel de regalo ¡ Oh sorpresa ! no quedaba nada, sólamente un trocito muy pequeño. ¿Qué hice entonces ? Pues improvisar, como imagino que la gran mayoría de vosotr@s, rebuscar y rebuscar por casa hasta encontrar cualquier cosa que pudiese utilizar. Encontré papel de estraza, cuerda y papel pinocho del colegio de mi hija y con estos materiales me puse manos a la obra. 

En el primer regalo utilizé el papel de estraza, y como es más rústico le até un cordel de cuerda y le pegué una piña  que tenía de un centro navideño y una ramita de abeto. El resultado fué este.

 
En el segundo lo que hize fué utilizar el papel pinocho y envolverlo como un pañuelo con una lazada a modo de flor en el centro y le puse una ramita de romero de mi terraza para darle otro toque. 





Y esto es sólamente un ejemplo de tantos y tantos vocablos que se utilizan normalmente y desconocemos,   lo que me hace pensar que no estoy tan "desfasada", lo único que me falta, es aprenderme los nombres, pues la técnica ya hace tiempo que la practico.



Muchas gracias por tu visita


  Sígueme también en:    Pinterest  Facebook   Twitter   Instagram



2 comentarios:

  1. Desde luego que cómo envolvemos nuestros regalos es importante, lo haces realmente bien,
    http://bolsosmuchomas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mari Jose Lopez. Siempre hay que cuidar al máximo los detalles, pero a veces hay que improvisar con lo que tenemos.
      Un saludo

      Eliminar

Muchísimas gracias por dejar tu comentario.